Prueba de manejo: Fiat Strada Working 1.4 cabina doble de tres puertas

diciembre 8, 2014 en Pruebas por Mauro Osorio

Strada 2014

Realizamos un test drive a la nueva Fiat Strada Working 1.4 doble cabina con tres puertas. Una opción innovadora para un lider indiscutido de nuestro mercado.

Dicen que más difícil que llegar es manternerse. La Fiat Strada lidera hace varios años el mercado de las pickups chicas (segmento B); sin embargo, en lugar de hacer la plancha, dio un paso más y cuando su principal competidora -la Volkswagen Saveiro-recién lanzó la carrocería doble cabina, la Strada ya tiene una con tres puertas asimétricas para facilitar el ingreso de los pasajeros al asiento trasero.

La Fiat Strada se encamina a cerrar otro año más -el cuarto- como líder del segmento, aventajando por 2 mil unidades a Saveiro. Hoy sus principales amenazas son dos: además de la mencionada renovación de su principal competidor, hoy la Fiat sufre la falta de divisas para importar autos que sufren la mayoría de las automotrices. El stock disponible baja mes a mes y, si la tendencia continúa, es probable que el año que viene pierda el liderazgo.

  • Fiat Strada Working 1.4 cabina doble (tres puertas asimétricas)
  • Origen: Brasil
  • Precio:$154.800
  • Garantía: un año sin límite de kilometraje.

Exterior

Strada 2014

Equipo que gana no se toca. La Strada tuvo muchos restylings a lo largo de su vida comercial, pero en esencia no cambió demasiado. Es evidente que en los vehículos comerciales la clave del éxito está en diseños bien plantados sin demasiadas estridencias. Los casos de Chevrolet Montana y Peugeot Hoggar pueden ser citados como evidencia negativa.

Strada 2014

La Strada 2014 cambió bastante pero no se nota demasiado. En el frente hay un poco más de plástico negro y no mucho más. Pero atrás sí cambió y por lo tanto también la vista lateral. La nueva Strada tiene una caja más alta, por lo que ahora la linea de cintura es más ascendente para darle armonía al conjunto. En el caso de la cabina doble, la capacidad de la caja ganó 100 litros y ahora llega hasta los 680. También cambió la tapa de la caja y los grupos ópticos traseros, que ahora ya no invaden la tapa y sirven de remate para la línea de cintura.

Hablando de la caja, una aclaración muy importante sobre esta versión: el primer viaje del comprador de una Strada Working es a una casa de accesorios. La rueda de auxilio viene regalada en la caja, sujeta nada más por una tuerca plástica, sin ningún tipo de seguridad ni lona cubrecarga que al menos la esconda un poco, como sí traen las versiones más caras.

Strada 2014

Así viene el auxilio de la Strada Working, sin ningún tipo de protección para robos, por eso su ausencia en la mayoría de las fotos que sacamos. La caja ganó 100 litros.

Lo que sí trae de serie es la protección plástica de la caja y el muy práctico portaescaleres en el techo, que junto que las barras que cubren el vidrio trasero, brindan una protección más que apropiada y resaltan el perfil “de trabajo” de esta versión. La puerta de la caja se destraba con la llave y se abre desde el logo de Fiat.

Interior

Strada 2014

Aquí los cambios son irrelevantes, sacando la gran innovación de de la tercera puerta del lado del acompañante. Volver a subir a una Strada confirma lo que ya más o menos conocemos: el interior está bien, sin lujos pero correcto, mucho plástico duro pero sin grandes defectos de terminación y una posición de manejo correcta pero sin opciones. En la versión Working ni el asiento ni el volante se regulan en altura y siempre quedamos un poco elevados. Alguien más alto o más bajo que la media debería probar la posición de manejo antes de decidir la compra.

La visibilidad hacia atrás se vio un poco afectada con la nueva altura de la caja, pero es algo a lo que quien maneja un vehículo comercial debería acostumbrarse. Al principio, es mejor aumentar las precauciones en la marcha atrás.

La ya famosa tercera puerta se abre en sentido contrario a la del acompañante y sólo cuando ésta ya está abierta. La traba se encuentra en el interior del marco y es necesario que el pasajero delantero se quite el cinturón de seguridad para poder abrirla. La base del cinturón corre por una guía y hay que tener cuidado sobre todo al salir de la parte de atrás para no engancharse.

Strada Working

Así funciona la tercera puerta en la Strada cabina doble. El espacio para las piernas de los pasajeros de atrás es muy limitado.

Nuestra evaluación es que la tercera puerta es una innovación interesante y que le ha dado un plus de marketing al lanzamiento de la Strada, pero no es fundamental. Si bien mejora mucho el ingreso a las plazas traseras, el sistema del cinturón no es del todo cómodo y en la práctica no se diferencia tanto de un sistema de asiento abatible. El otro tema es que el espacio para los pasajeros traseros no ha mejorado y es realmente chico (todavía no conocemos la nueva Saveiro para comparar). Donde sí puede ser una gran ventaja es al momento  de colocar una silla infantil (no tiene ganchos isofix) o de sentar a un niño, ya que el espacio para maniobrar mejora mucho respecto a un típico dos puertas.

La Strada doble cabina está homologada para cuatro pasajeros pero en la parte de atrás no entran dos adultos, por el reducido espacio para las piernas. El vidrio que da a la caja puede abrirse para que el aire corra más con las ventanillas abiertas.

Respecto al equipamiento, se destacan las ya mencionadas barras en el techo, los levantavidrios y espejos eléctricos, la traba de puertas a 20 km/h y, por supuesto, los dos airbags y los frenos con ABS (en este caso, sin asistente al frenado de emergencia, como sí traen las versiones Adventure). Como es costumbre en varios Fiat, el estéreo es Sony de tipo desmontable y no está integrado al panel, una solución que no es de nuestro agrado pero que cumple bien sus funciones. No trae bluetooth para conectar teléfonos. Trae también un alerta de velocidad máxima programable.

Otras ausencias respecto a versiones más caras son los faros antinieblas, faros de profundidad, alarma volumétrica y el volante y asiento regulable en altura. No hay packs disponibles para la versión Working, por lo que la lona y la tuerca de seguridad para el auxilio hay que comprarlos en alguna casa de accesorios.  Mopar, la marca de aftermarket oficial de FCA, ofrece un interesante extensor de caja con rampa para la Strada cabina doble por $ 6.065,30.

mopar extensor de caja

Interesante extensor de caja que ofrece Mopar.

Las dimensiones de la caja son las siguientes (en milímetros): 1.358 de ancho, (1.090 entre ruedas), 1.112 de largo y 589 de profundidad. 680 son los litros de capacidad y 650 los kilos que soporta. A la vista se la aprecia chica pero profunda, más útil para llevar cosas a granel que objetos grandes.

El resto de las dimensiones, detalles de equipamiento y de motores disponibles pueden consultarse en la ficha técnica.

En marcha

Strada 2014

Uno de los puntos fuertes de la Strada es la variedad de motorizaciones que ofrece. Por un lado se puede optar por la variante más potente de todas, el 1.6 de 16 válvulas y 115 caballos, que probablemente sea la elegida por quienes utilizan la Strada más como vehículo recreativo que de trabajo. Por otro, se ofrece uno de los mejores motores que se venden en Argentina: el 1.3 multijet diésel, con inyección directa por common rail y turbocompresor de geometría variable, que rinde 95 caballos y 200 Nm de torque a sólo 1.500 vueltas.

La tercera opción es el que trae la versión que probamos. Se trata del viejo pero rendidor Fire 1.4 de 8 válvulas, que entrega 87 caballos a 5.700 vueltas y 123 Nm de torque a 3.500 rpm. Se trata de una opción muy racional por sus costos: consume mucho menos que el 1.6 naftero y sale casi 30 mil pesos menos que el diésel.

El Fire 1.4 es conocido por sus virtudes sencillas: es confiable, gasta relativamente poco y si nos damos maña con la caja es posible sacarle un buen rendimiento. Es un poquito ruidoso comparativamente pero la aislación de la Strada es más que suficiente para neutralizar los sonidos. Un detalle: es el único de los tres en recurrir a la vieja correa de distribución y no a la cadena, lo que aumenta los costos de mantenimiento.

Los consumos dependen mucho del uso y el peso que se le cargue. Sin carga y con dos personas arriba ronda los 9 litros cada 100 km en ciudad y en ruta depende mucho de la velocidad, ya que por las relaciones cortas de la caja, a 130 km/h va bastante enroscado, a 4.100 rpm. A 110 km/h es posible hacer consumos entre los 6 a 7 litros cada 100 km. Hay que tener cuidado con esto, porque como los caballos son pocos, es normal que nos acostumbremos a los rebajes buscando más potencia y el Fire 1.4 sube rápidamente en vueltas. Si no prestamos atención nos vamos a encontrar que llevamos el motor al borde de la zona roja del tacómetro y ahí los consumos se disparan.

El motor 1.4 de la  Strada Working es una opción racional para quien busca moverse y mover algunas cargas a un relativo bajo costo sin ningún tipo de aspiraciones prestacionales.  Acelera de 0-100 km/h en casi 15 segundos y lleva casi el mismo tiempo en la recuperación 80-120 km/h en cuarta marcha. En quinta más vale no intentarlo, se va arriba de los 20 segundos. La velocidad máxima es de 162 km/h.  De todos maneras, en el uso cotidiano y haciendo uso de la caja, uno no siente que le falta potencia todo el tiempo. La Strada Working se mueve muy bien en el día a día.

Uno de los aspectos que más nos gustó del andar de la Strada es su suspensión. Tiene una puesta a punto muy justa, que la hace cómoda en ciudad y segura cuando tenemos que doblar a velocidades mayores, sin inclinaciones peligrosas ni molestias con el viento cruzado. En este punto hay que tener en cuenta que el despeje del suelo es menor que en las versiones Adventure y eso le juega a favor en ruta. Fuera del asfalto no hay que confiarse a la hora de pasar obstáculos ya que la distancia libre al suelo es casi la misma de un auto de calle.

La dirección tiene bastante asistencia pero sin causar inconvenientes en ruta. El radio de giro nos pareció algo largo, al menos si lo comparamos con un auto. De todas formas, una vez que uno se acostumbra a las dimensiones, la dirección y la visibilidad, no tiene problemas para maniobrar en ciudad. Frena muy bien, si bien cuesta bastante acostumbrarse al pedal (similar al Siena y viejo Palio), que tiene un recorrido medio largo y tacto “esponjoso”, como acostumbramos a decir.

La insonorización general es buena, lo único que detectamos fue un poco de ruido en la zona de la tercera puerta, que nos hizo detenernos para comprobar si estaba bien cerrada.

Llegando

Strada 2014

La propuesta de la Strada Working 1.4 cabina doble es muy racional. Combina un motor modesto pero económico, muy útil para el día a día y para viajes sin apuros. En este punto vale una recomendación: el motor 1.3 diésel de la Strada Trekking es una de las mejores opciones disponibles  si lo que queremos es comprarnos un vehículo de trabajo que nos dure muchos años. La diferencia de precio se justifica con prestaciones mucho mejores y consumos realmente acotados. Es un motor que hemos probado con anterioridad (es el mismo que traía el Punto) y solo brinda satisfacciones.

La habitabilidad de las plazas delanteras y el andar de la Strada cumple muy bien las expectativas que uno puede tener con este tipo de producto. Atrás es realmente chico y quien esté pensando en llevar cuatro adultos debe replantearse la compra, por más que la tercera puerta ayude en el ingreso y egreso a las plazas traseras. Otro detalle a tener en cuenta es el de la caja: ha mejorado bastante en volumen, adelantándose nuevamente a la Saveiro doble cabina, a la que le saca 100 litros de capacidad. Sin embargo las dimensiones siguen siendo acotadas para cargar cosas grandes, y ahí quizás lo mejor sea optar por la carrocería con cabina extendida.

La Strada tiene todo para seguir siendo líder del segmento siempre y cuando Fiat cuente con el stock para competir, algo que hoy por hoy está seriamente en duda. La Strada se adelantó a la competencia y mejoró su propuesta sin perder los rasgos que la hicieron fuerte. Diseño sencillo pero entrador, motores para todos los gustos, la mayor capacidad dentro del opciones doble cabina y, sobre todo, mucha practicidad.

Seguinos en Facebook o Twitter.

Para recibir más novedades de este tema te podés suscribir por mail a nuestro boletín.

 

Galería de fotos

Clic para ampliar.

Comentarios